ASERTIVIDAD

En consulta nos encontramos a menudo con que, parte de la problemática que relatan nuestros pacientes, tiene que ver con una cierta insatisfacción en la manera de relacionarse con los demás, que les hace sentirse inferiores y genera malestar consigo mismos, al no conseguir sus objetivos en dicha interacción. Todo esto está relacionado con un término muy empleado en los últimos tiempos, la ASERTIVIDAD.

¿Y qué es la asertividad?

Es un estilo de comunicación, que se caracteriza en plantear con seguridad y confianza lo que se quiere desde la educación y el respeto hacia los otros y uno mismo, priorizando la defensa de nuestras propias ideas y necesidades, aceptando y comprendiendo la postura de los demás aunque no coincida con la propia.

¿En que nos beneficia comunicarnos de manera asertiva?

  • Saber hacer peticiones que antes evitábamos por miedo a molestar o perjudicar nuestras relaciones
  • Comprender mejor nuestros sentimientos y necesidades
  • Manejar de manera adecuada los conflictos que se producen en las interacciones con los demás
  • Facilita la colaboración a la hora de llegar a acuerdos, negociar, encontrar soluciones conjuntas
  • Mejora nuestra autoestima, nos permite sentirnos más seguros mostrando nuestros sentimientos
  • Nos permite gestionar mejor nuestras emociones, abordando las circunstancias en el momento y de manera adecuada, evitando malentendidos…

¿Cómo entrenar la asertividad?

Es una habilidad, no hay una personalidad innata asertiva, por lo tanto se puede entrenar.

  • Hablar en primera persona:

-Yo pienso…

-Yo lo veo de esta manera…

-A mi me apetece…

-Mi opinión es…

-En ese momento, yo me sentí…

  • Tener en cuenta el contexto, en la medida de lo posible, para favorecer la interacción

-decidir el momento

-elegir el lugar

  • Planificar el mensaje a transmitir previamente
  • Practicar la escucha activa: prestar atención y demostrar interés por lo que transmite el interlocutor

Como cualquier entrenamiento o aprendizaje, al principio llevarlo a la práctica parece algo más artificial y forzado, para poco a poco integrarse en la manera natural de comunicarnos con los demás.

En nuestra clínica nos encontramos con personas que acuden con el único objetivo de entrenar la asertividad y mejorar sus relaciones con los demás en el ámbito personal, laboral… mientras que en otros casos el aprendizaje de técnicas asertivas formaría parte de un objetivo más amplio, como la superación de una problemática emocional, la mejora de la autoestima, las relaciones de pareja…

EXPRESA LO QUE SIENTES

MANIFIESTA LO QUE PIENSAS

DECIDE LO QUE QUIERES QUE SUCEDA EN TU VIDA

TRABAJAMOS POR TU BIENESTAR